Conjunciones adverbiales

Las conjunciones adverbiales son en realidad conocidas como adverbios conjuntivos. En este caso se trata, tal y como lo indica su nombre, de adverbios que adquieren las características y funciones de una conjunción. Por lo tanto, enlazan o unen dos palabras, proposiciones o sintagmas de una manera específica, principalmente de una manera condicional o situacional. De esta manera, las conjunciones adverbiales o adverbios conjuntivos afectan de cierta manera al verbo o acción que está relacionada con el sustantivo.

Las conjunciones adverbiales o adverbios conjuntivos más utilizados son cuando, mientras, donde, como, así. Tal como se aprecia, los adverbios conjuntivos presentan una relación de contigüidad condicional, lo que quiere decir que une dos o más palabras bajo una dependencia causal o situacional.

Ejemplo de conjunciones adverbiales:

Cuando tú naciste toda la familia se alegró mucho.
Mientras estabas trabajando llegué a tu casa.
Vivo muy cerca de donde solías ir a entrenar.
El tiene un talento muy especial así como el tuyo.
Me gustaría que el color de la casa quedara así.
Mi hermano llegó a la fiesta justo cuando tú te fuiste.
Si quieres puedes ir a comer mientras espero mi turno.
Me puedes encontrar en el sitio donde estoy siempre.
A mi primo le encanta esa música, como a ti.
Así me gusta la auténtica comida italiana.